Salud
Autor: Comunicaciones Hospital Base Valdivia , 18 de abril de 2020

Tres mujeres, una de ellas embarazada, vuelven a casa: son las primeras altas Covid-19 del Hospital Base Valdivia

Compartir

[PERSONAL SIN CONTAGIOS] Dos valdivianas y una mujer de San José de la Mariquina mantendrán control en policlínico. Médico señala que no se ha reportado ningún caso de contagio positivo en funcionarios de las unidades de medicina, ARO y UCI del Hospital Base Valdivia.

Con la satisfacción de haber devuelto un ser querido a su seno familiar y como un refuerzo a la tarea que están realizando los profesionales de la salud pública contra la pandemia, los equipos multidisplinarios de Medicina y Alto Riesgo Obstétrico, ARO, reportaron las primeras altas clínicas de pacientes que terminaron sus tratamientos por cuadros de neumonía por COVID-19 y cuarentena preventiva en Hospital Base Valdivia. 

Los casos corresponden a tres mujeres -dos de ellas de Valdivia y una de San José de la Mariquina- cuyas edades fluctúan en el rango de los 30 y 40 años y que registraban ingresos al establecimiento entre el 4, 11 y 14 de abril respectivamente. Así lo informó el infectólogo, académico de la Universidad Austral de Chile y responsable del programa de atención de personas que viven con VIH de la región de Los Ríos, doctor Ignacio Delama Sepúlveda. 

Según precisó el profesional, una de ellas cursaba un embarazo de 25 semanas al momento de su ingreso siendo tratada por neumonía por COVID-19 en un área especial de aislamiento en ARO. “Dada su condición de gravidez se resolvió que cumpliese su cuarentena preventiva en el hospital para monitorear su evolución y, además como medida social de cuidado de su entorno por cuanto también es madre de otro menor por lo que los esfuerzos estuvieron orientados a disminuir el riesgo de contagio dentro de su núcleo familiar.” 

Respecto de las otras dos usuarias, éstas fueron atendidas en el sector asignado para patologías respiratorias del Servicio de Medicina también por neumonía por COVID-19 e insuficiencia respiratoria, precisando que “si bien requirieron oxígeno ninguna de ellas presentó complicaciones que debiesen ser derivadas a la Unidad de Cuidados Intensivos, UCI,” destacó.

En la oportunidad el doctor Delama subrayó el hecho de que las tres pacientes no presentaban otras patologías activas, es decir, no tenían enfermedades crónicas de base, habiéndose contagiado por contacto directo con personas COVID-19 positivos por lo que en lo sucesivo permanecerán en control en policlínico de Infectología como en ARO de Hospital Base Valdivia para una evolución adecuada. 

RELACION MEDICO-PACIENTE -EQUIPOS

 Respecto de la experiencia que significa el tratar a personas afectadas por una enfermedad joven de la cual se tiene menos de 6 meses de conocimiento de la cual no existe a la fecha un tratamiento específico y que en todo el mundo se trabaja en simultáneo en base a estudios de ensayo y error, el doctor Delama es honesto en confesar que “para cualquier profesional de salud estar enfrentado a una pandemia genera estrés y preocupación pero también tiene un lado positivo en cuanto a crecimiento y formación personal.”

 “En este escenario tan hostil la comunicación es vital pues debe hacerse con respeto usando un lenguaje claro, honesto y veraz. La forma en que se comunica la evolución de los cuadros a pacientes y familiares debe ser en términos que puedan comprender tanto respecto de mejorías como de complicaciones,” y añade que “se presta especial cuidado en responder sus inquietudes principalmente en cuanto a su recuperación y reintegración familiar y laboral.” 

Por otra parte, el facultativo hace especial mención a los efectos que genera un alta de estas características al interior de los equipos de trabajo “es una sensación de alivio que la evolución al coronavirus sea adecuada y sin complicaciones, trabajar en un servicio como el de Medicina y estar en contacto con pacientes altamente contagiosos nos hacer tomar conciencia del riesgo al que estamos expuestos.

” Al respecto precisa que, “si bien somos profesionales también tenemos miedo pero nos sobreponemos y exigimos en aplicar y cumplir todos los protocolos institucionales de uso de elementos de protección personal y lavado clínico de manos instruidos por la Unidad de Infecciones Asociadas a la Atención de Salud, IAAS. He visto a todos los estamentos de salud cohesionados y comprometidos prueba de ello es que a la fecha no se ha reportado ningún caso de contagio positivo en funcionarios de las Unidades de Medicina, ARO y UCI de Hospital Base Valdivia.”

 Finalmente y como resumen a esta primera experiencia de alta por COVID-19, el infectólogo Ignacio Delama declara que “cada paciente que devolvemos al seno de su familia es una satisfacción para todos nosotros, nos hace validar mucho más nuestro compromiso con la salud pública pues es aquí donde se concentra la atención, esfuerzos y experiencias. Como personas tenemos expectativas pero como profesionales sólo el tiempo dirá si el trabajo desplegado será efectivo en un ciento por ciento.” 

UNIDAD DE COMUNICACIONES HOSPITAL BASE VALDIVIA  

Si vas a utilizar contenido de nuestro diario (textos o simplemente datos) en algún medio de comunicación, blog o Redes Sociales, indica la fuente, de lo contrario estarás incurriendo en un delito sancionado la Ley Nº 17.336, sobre Propiedad Intelectual. Lo anterior no rige para las fotografías y videos, pues queda totalmente PROHIBIDA su reproducción para fines informativos.
¿Encontraste un error en la noticia?

COMENTA AQUÍ

Grupo DiarioSur, una plafaforma informativa de Global Channel SPA, Av. España, Pasaje Sevilla, Lote Nº 13 - Las Animas - Valdivia - Chile

Powered by Global Channel